Rafa Casado, un camarero que ha rehecho su vida laboral en el sector de automoción

La historia de Rafa Casado en Mettecno 2000 es el ejemplo de cómo se puede reorientar totalmente la profesión de una persona. Rafael Casado había desarrollado toda su vida laboral en el mundo de la hostelería hasta que en el año 2008 la crisis se llevó por delante el restaurante en el que llevaba trabajando más de 20 años. Restaurante que la familia Orta frecuentaba. Esta circunstancia fue la clave para que el anterior director general, el fallecido Emilio Orta, le propusiera reconvertirse y trabajar en Mettecno 2000.

Pregunta: Rafa, ¿es cierto que antes de venir a Mettecno 2000 no habías trabajado en el sector nunca?

Respuesta: Sí, si… yo siempre había sido camarero. Desde que terminé el Servicio Militar. Y llevaba más de 20 años trabajando en un restaurante vasco muy famoso. Era un restaurante al que la familia Orta venía a menudo. Por allí pasaban a diario muchas personas. En 20 años pasaron miles… pero solo una me dio la oportunidad de un nuevo trabajo cuando el restaurante cerró en 2008. Esa persona fue Emilio Orta.

Pregunta: Vaya, pues fue una suerte, ¿no?

Respuesta: Bueno, Emilio conocía a las personas. El solo se tenía que pasear un poquito por la fábrica y ya sabía quién era productivo y quién no.

Pregunta: Y ¿cómo fue el cambio de camarero a carretillero?

Respuesta: Fue muy duro. Yo nunca había trabajado a turnos. Empecé a trabajar en la perforadora y hace 9 años no es como hoy en día. Era un trabajo muy intenso. A mi todo me sonaba a chino y a la semana de estar en la perforadora, Emilio me dijo que había superado la prueba, y me quedé.

Afortunadamente en 9 años la empresa ha mejorado notablemente. Ahora tenemos todo ordenado y limpio, todo en su sitio. Esa es una de las tareas que tenemos encomendadas los carretilleros. Encargarnos del orden y de la limpieza de la planta para que todo sea accesible.

[Rafa Casado hace referencia a la implantación del sistema Lean Manufacturing en Mettecno 2000 que, en su día modificó en Lay-out de la empresa y favoreció el agrupamiento de tareas con la consiguiente reducción de tareas no productivas]

Pregunta: Después de estos años, ¿Cómo valoras trabajar en Mettecno 2000? ¿Lo recomendarías?

Respuesta: Claro, tengo a mis dos hijos trabajando aquí. Uno en Mettecno 2000 y el otro en Agfra, la ingeniería. El ambiente de trabajo es muy bueno. Y eso que yo siempre había trabajado con mujeres, tanto en cocina como de camareras. Y desde luego ha sido una experiencia nueva para mí.

Pregunta: ¿Te ha servido tu experiencia en hostelería para este sector?

Respuesta: Pues lo cierto es que sí. Me ha servido porque en un restaurante, en las horas de más gente se pasa mucha tensión y mucho estrés. Si no sabes gestionar los pedidos y a las personas, se da un mal servicio.

Aquí, en la sección de la perforadora hay mucha presión.